Israel supera el millón de casos totales de coronavirus

24 agosto, 2021 , , , ,
El riesgo en las personas con la tercera dosis es mucho menor que en las no vacunadas con el refuerzo. Foto: REUTERS/ Nir Elias.

El Ministerio de Salud informó que ayer se diagnosticaron 9.831 casos nuevos de COVID-19 en Israel, lo que eleva la cantidad total de contagios desde el comienzo de la pandemia a más de un millón.

Si bien en las últimas semanas se han alcanzado cifras alarmantes de casos diarios en el país, el pico máximo de infectados en 24 horas ocurrió a mediados de enero de este año.

Al presente, hay 72.572 casos activos de COVID-19 en todo Israel, entre ellos 1.124 que se encuentran hospitalizados.

Pese a la exitosa campaña de vacunación a nivel nacional, más de un millón de israelíes elegibles aún no recibieron la vacuna. Según el Ministerio de Salud, el 31% de ellos pertenecen al sector árabe, mientras que el 16% forman parte de la comunidad ultraortodoxa.

Respecto a la población general, más del 90 % de todos los mayores de 60 años han recibido dos dosis de la vacuna. Mientras tanto, solo el 29 % de los jóvenes de 12 a 15 años están completamente vacunados. Cabe destacar que los adolescentes necesitan de la autorización de sus padres para ser inoculados. Las razones dadas por los adultos en la población general para no vacunar a sus hijos fueron: un 24 % está preocupado por los efectos secundarios, el 17 % dijo que no hay suficiente información sobre los efectos a largo plazo de la vacuna y el 13 % expresó que el virus no es peligroso para niños.

Entre la población árabe, la comunidad beduina es la menos vacunada y tiene el menor acceso a los centros de vacunación. Entre los padres de este sector que no vacunaron a sus hijos, el 19 % dijo estar preocupado por los efectos a largo plazo de la vacuna, mientras otro 19 % expresó que no cree en su efectividad.

Dentro de la población judía ultraortodoxa, el 34,4 % de los padres que se negaron a vacunar a sus hijos sostienen que sus niños ya tuvieron el virus (o eso creen), por lo que están protegidos de forma natural.

El país se prepara para reabrir las escuelas el próximo 1 de septiembre luego de las vacaciones de verano. Aproximadamente 37.000 maestros y personal educativo no se vacunaron aún. En estos casos, deberán presentar un test de coronavirus negativo cada 72 horas, prueba que deberán pagar de sus propios bolsillos.

Según la emisora pública Kan, los empleados de las escuelas que se nieguen a vacunarse o hacerse la prueba, tendrán prohibido el acceso a los centros educativos y pasarán a una licencia sin goce de sueldo.

Cabe destacar que Israel está inoculando a su población con la vacuna de Pfizer, que ya cuenta con la aprobación total de la FDA. El Gobierno espera que esta decisión aumente la confianza de quienes todavía ponen en duda su efectividad.

Compartir
Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios