Despedida a Anette Celine z”l en el Festival Felicja Blumental

0
125
Anete Celine z"l y el Ensamble Gilad Ephrat

El Festival Internacional de Música que lleva el nombre de Felicja Blumental, este año se recordará por dos razones: por haber sido un magnífico y único festival y porque fue el último que contó con la dirección de su fundadora Anette Celine, quien falleció pocos días después de su cierre, el mismo de su cumpleaños número 78.
Anette Celine era una gran artista, cantante y pintora, fundó este festival en memoria de su madre la eximia pianista, Felicja Blumental (1909-1991), una brasilera de origen polaco, que tocó en los escenarios de todo el mundo y grabó más de 60 discos. Aún enferma estuvo presente el día de la apertura. El festival lo fundó con la muy activa colaboración de la directora ejecutiva Avigail Arenheim, juntas han logrado más que nunca ofrecer un programa inolvidable.

La Ritrita
La Ritrita

Fiel a su declarado objetivo, el festival logró combinar en forma intensa la música clásica, de cámara, orquestal y vocal, así como películas, drama, música folclórica y show para toda la familia. Se destacó muy especialmente la ubicación de la mujer en el arte a través de montajes únicos que lo convirtieron en un fascinante evento cultural. En este marco se estrenó el documental titulado “Vissi d’arte / I live for Art” dirigido por Assaf Galay sobre Annette Celine y su obra.
Traemos aquí un resumen de algunos montajes. El concierto de apertura se tituló “Las voces celtas” con el Conjunto Vocal Israelí y la Banda Evergreen, bajo la batuta de Yuval Ben Ozer, con un programa de canciones populares, ritmosa emocionantes y baladas líricas. Muy atractivo e inolvidable resultó también el regreso de “La Ritirata” que llegó de España para presentar “Don Quijote va a Viena”, conmemorando los 400 años de la muerte de Miguel de Cervantes con un programa que incluyó una selección de arias de óperas relacionadas con este personaje. Participaron María Espada, Victor Sordo, João Fernandes, Josetxu Obregón (director artístico) y el violín de Hiro Kurosaki.

Multipiano y multipercusión
Multipiano y multipercusión

“Ecco – La Primavera” con ensamble local e invitados, Dimitris Kountouras y Elektra Miliadou ambos de Grecia, fue un encuentro muy logrado en el que se interpretaron magníficas canciones y danzas populares medievales y renacentistas de Italia, España y Grecia.
Fue un programa único de música medieval que contó con la participación de Doret Florentin, la soprano Yeela Avital y Erez Mounk en percusión. Un show muy concurrido con Swing de Gitanes, la participación de Stephane Wrembel y otros guitarristas que ejecutaron música de jazz. La banda “Marsh Dondurma” integrada por 16 instrumentistas de viento y tambores ofreció un show para toda la familia junto a un invitado especial, Yoav Yefet, titulado “Taninim Al Harosh” en el que además de música muy rítmica se contaron al finalizar historias de cocodrilos.

Avigail, Sharon y su hijo bailando con Dondurma
Avigail, Sharon y su hijo bailando con Dondurma

Otra delicia fue el “Big Country – de Stephen FosterAvigail, Sharon y su hijo bailando con Dondurmaa Bob Dylan” interpretado por el Ensamble Gilad Ephrat, quien tocó el contrabajo y realizó los arreglos. Junto a Keren Tannenbaum, vocalista y violín, Hilla Epstein en cello y Shmuel Elbaz en Mandolina. Invitaron a Yermi Kaplan, Shmulik Shamir y a una cantante excelente Sharon Aramat Arnheim (hija de Avigail) quien reside y triunfa en el exterior y nos visitó para esta presentación.
Cerró el festival el encuentro fascinante, único e inolvidable del grupo “MultiPiano” con el “Multipercusión” tocando la suita “El planeta” de Holst para dos pianos (ocho manos) y un conjunto de percusión.

Swin de Gitanes
Swin de Gitanes

Multipiano es un grupo fundado por el pianista y docente Tomer Lev junto a Berenika Glixman en colaboración con la Escuela Buchmann Mehta, que aportó la participación de eximios músicos: Nimrod Haftel-Meiri y Almog Segal y el grupo de percusión integrado por Tomer Yariv, Lior Eldad, Nadav Ovadia, Daniel Salomonov, Tomer Galily. Todo fue un verdadero lujo. ■

Dejar respuesta