La Corte Suprema decide si Netanyahu puede formar gobierno

La Corte Suprema de Justicia mantiene una audiencia para decidir si un diputado que enfrenta imputaciones delictivas en su contra puede recibir el encargo de formar la coalición gobernante, una sentencia clave que podría tener un impacto determinante para el futuro político del primer ministro, Benjamín Netanyahu. La audiencia se lleva a cabo a raíz […]

Benjamin Netanyahu Foto: GPO Amos Ben Gershom via Flickr

La Corte Suprema de Justicia mantiene una audiencia para decidir si un diputado que enfrenta imputaciones delictivas en su contra puede recibir el encargo de formar la coalición gobernante, una sentencia clave que podría tener un impacto determinante para el futuro político del primer ministro, Benjamín Netanyahu.

La audiencia se lleva a cabo a raíz de un recurso presentado por la abogada Dafna Holtz-Lachner, en representación de 67 personalidades públicas, académicos y ejecutivos del sector de alta tecnología, con el objetivo de clarificar la situación de Netanyahu, que ha sido imputado en tres casos de corrupción.

El recurso sostiene que incluso si no se le puede exigir a Netanyahu que renuncie, como primer ministro en funciones, la Corte debería decidir si puede recibir la tarea de formar la nueva coalición de gobierno.

El 21 de noviembre pasado, el fiscal general Avichai Mandelblit anunció la imputación de Netanyahu por tres casos de corrupción.

La audiencia se lleva a cabo ante una comisión de tres jueces, encabezada por la presidenta de la Corte, Ester Hayut, y que incluye al vicepresidente del máximo tribunal, Hanan Melcer, y a Uzi Vogelman.

Existe la posibilidad de que la Corte decida rápidamente que no intervendrá en el asunto, también podría fijar una segunda audiencia con un panel más extenso o postergar la vista (audiencia) para  después de las elecciones de marzo cuando el asunto podría convertirse en una preocupación candente.

La Corte Suprema le pidió a Mandelblit una opinión legal sobre la materia, pero éste se negó diciendo que prefiere esperar hasta que el máximo tribunal decida.

«Hay gente que está intentando arrastrar a la Corte Suprema a la política para derribar mi liderazgo y mi candidatura a primer ministro», manifestó  en respuesta Netanyahu en un vídeo, en el que aseguró que no cree que los jueces vayan a «caer en esa trampa».
Alrededor de quinientos simpatizantes del primer ministro se concentraron en Tel Aviv para protestar contra lo que consideran estratagemas políticas y legales para destituirlo del poder, con consignas como «Parar el golpe, salvar la democracia» o «Solo el pueblo decidirá».

Paralelamente, Netanyahu, declaró durante un mitin de su partido el Likud, que buscar la inmunidad no es antidemocrático sino por el contrario “la piedra angular de la democracia”.

Acusado de cohecho, fraude y abuso de confianza, el primer ministro tiene hasta el 1 de enero para formalizar su petición al Parlamento. El Canal 13 reportó de que Netanyahu ya había enviado una carta pidiendo la inmunidad al presidente de la Knéset, Yuli Edelstein, cuyo portavoz, sin embargo, negó haber recibido tal solicitud.

Compartir

#, #, #

Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Telegram Aurora

Más sobre Nacional