17 febrero, 2018

La Bolsa de diamantes lanza monedas digitales

Para modernizar el intercambio comercial El intercambio de diaman­tes de Israel está recurriendo a las monedas digitales para inyectar nueva vida en un mercado gobernado durante mucho tiempo por el efectivo y los apretones de mano en la trastienda. Pero antes debe convencer a los jugadores tradicional­mente conservadores de que la tecnología puede funcio­nar. Las […]

Para modernizar el intercambio comercial

El intercambio de diaman­tes de Israel está recurriendo a las monedas digitales para inyectar nueva vida en un mercado gobernado durante mucho tiempo por el efectivo y los apretones de mano en la trastienda.

Pero antes debe convencer a los jugadores tradicional­mente conservadores de que la tecnología puede funcio­nar.

Las transacciones actuales “a menudo se llevan a cabo anónimamente, con la mano y la documentación mínima”, según un informe reciente del Ministerio de Justicia de Is­rael. Esa oscuridad ha llevado al FBI y a Europol a señalar al comercio de diamantes como un vehículo para el la­vado de dinero y el financia­miento del crimen.

Los estrechos márgenes de ganancia entre gemas brutas y pulidas dificultan que los pulidores obtengan financia­miento, y los bancos han re­ducido los préstamos o se han retirado por completo.

Los patrocinadores del programa de moneda digital creen que ayudará a resolver esos problemas.

“Prevemos que la moneda digital va a facilitar las co­sas”, dijo Eli Avidar, direc­tor general de la bolsa. “Esta industria enfrenta desafíos y esto va a abordar, en muchos aspectos, esos desafíos: el elemento de rentabilidad del negocio, la velocidad para hacer negocios, los aspectos de lavado de dinero y los ele­mentos problemáticos de la banca hoy en día”, añadió.

La bolsa está planeando lanzar dos monedas. La pri­mera, The Cut, estará dispo­nible solo para los concesio­narios en una base de igual a igual. Los operadores de todo el mundo recibirán carteras digitales después de ser exa­minados por la bolsa, de for­ma similar a las verificacio­nes de antecedentes de hoy.

Una segunda moneda, Ca­rat, se emitirá más tarde y está destinada a inversores institucionales y minoristas que desean invertir en el mer­cado de diamantes sin tomar posesión de diamantes físi­cos.

El distrito de diamantes de Israel está lleno de puli­dores que se especializan en diamantes grandes y de alta gama. El país no puede com­petir en piedras más peque­ñas con operaciones masivas en India y China. Por natura­leza, el comercio es global. El State Bank of India tiene una sucursal al lado de la bolsa.

Las exportaciones de dia­mantes de Israel en 2017 cayeron un 12%, a 15.5 mil millones de dólares. ■

Compartir

Más sobre Economía