El padre del atacante de Ako insiste que su hijo no es un terrorista

Los familiares del conductor árabe que atropelló intencionalmente, en la ciudad de Ako (San Juan de Acre) a dos soldados y un policía de frontera antes de ser neutralizado a balazos rechazan la evaluación de la policía de que se trató de un atentado terrorista. Su padre le dijo al diario Yediot Aharonot: «¿Por qué […]

Foto: Policía de Israel vía Twitter

Los familiares del conductor árabe que atropelló intencionalmente, en la ciudad de Ako (San Juan de Acre) a dos soldados y un policía de frontera antes de ser neutralizado a balazos rechazan la evaluación de la policía de que se trató de un atentado terrorista.

Su padre le dijo al diario Yediot Aharonot: «¿Por qué mi hijo haría tal cosa? Todo lo que sucedió fue que llevó a su esposa embarazada al hospital para un chequeo e intentó regresar a su hogar». Añadió que no fue informado del estado médico de su hijo, que tras perpetrar el ataque recibió disparos y resultó herido de forma moderada por las fuerzas de seguridad, en la escena.

Tras una evaluación, la policía determinó que el incidente fue un ataque terrorista. La policía destacó que el conductor, de 26 años, domiciliado en la localidad árabe israelí de Shfaram, intentó atropellar intencionalmente a oficiales de la policía y soldados en varias arenas de la ciudad de Ako.

La policía aclaró que no hubo conexión entre una multa por mal estacionamiento encajada previamente al conductor y sus acciones posteriores. Todos los heridos fueron evacuados al Hospital Galilea de Naharía, donde se informó que el policía de la Guardia de Frontera, de 21 años, sufrió heridas moderadas. Dos soldados del Ejército de Defensa de Israel (Tzáhal) resultaron milagrosamente heridos levemente. Uno de ellos fue arrollado y lanzado al aire cuando cruzaba desprevenido una calzada.

Además, un hombre de 51 años que resultó con lesiones en la cabeza y la pierna durante el incidente aún estaba recibiendo tratamiento en la sala de emergencias. Una mujer de 23 años, en un estado de shock, fue dada posteriormente de alta.

El comandante de la policía de la región Asher, el subinspector Benny Abaliya, manifestó que «hay una certeza de casi el cien por ciento, sino del cien por ciento, que se trató de un ataque terrorista». Agregó que el conductor ya había sido interrogado y que sus antecedentes estaban siendo investigados tanto por la policía como por el Servicio de Seguridad General (Shabak).

La policía allanó la vivienda del terrorista, donde realizó una pesquisa. «Hicieron un gran desastre. Le pregunté a los oficiales quién limpiará la casa. Ellos respondieron ‘Cuando regrese su hijo, él la limpiará'», relató el padre del terrorista. «No encontraron nada», agregó.

Describió a su hijo como un joven respetuoso que trabajaba con él en su taller de marcos. «Pueden preguntarle a cualquiera sobre él en la ciudad».

Compartir

#, #, #, #, #

Subscribirse
Notificarme de
guest
2 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Telegram Aurora

Más sobre Diplomacia y Defensa