Startup israelí desarrolla cinturones con bolsas de aire amortiguadoras

2
961

Para prevenir fracturas de cadera en ancianos
Las fracturas de cadera son en alguna medida las pesadillas de las personas mayores, la incidencia de roturas causadas por caídas es del 95%, según informa el Centro de Control de Enfermedades y Prevención. “Hip Hope” espera solucionar este problema adjuntando airbags (bolsas de aire) a su cinturón.
Las airbags en los automóviles no podrán prevenir en algunas ocasiones una rotura de nariz, pero evitará que las personas vuelen por la ventana y se rompan el cuello.
El dispositivo Hip Hope es más amable, no puede evitar que la persona pise una cáscara de banana y se caiga, pero como el primer protector de este tipo, sus inventores dicen que puede reducir un 90% del impacto en una caída.
Este cinturón tiene dos pequeños bolsillos que guardarán las airbags, pesa alrededor de 1 kilogramo y viene en diferentes colores.
Una combinación de movimiento o sensores inerciales, sensores láser y sensores láser de distancia identifican la caída. Si se identificó verdaderamente una caída, en menos de 50 milisegundos, las bolsas de aire se expanden protegiendo la pelvis de un impacto directo contra el suelo.
Cuando la banda se despliega, la aplicación del smartphone inteligente envía una notificación de alerta a los destinos preseleccionados.
Los inversores afirman que el dispositivo es lo suficientemente inteligente para no activarse y enviar falsas alarmas en caso de eventos engañosos.
Los sensores de inercia están diseñados para identificar la aceleración y la orientación espacial. Si la aceleración aumenta repentinamente, probablemente significa una caída, pero también podría ser simplemente el movimiento de un coche o un ascensor. Los sensores de distancia miden la distancia entre la pelvis, el suelo y los objetos que lo rodean. Trabajando juntos, los sensores se supone que son lo suficientemente precisos como para evitar ser engañado, por ejemplo por un tropiezo.

Probables caídas
El cinturón incluye un botón de llamada de emergencia operado por el usuario, que también trabaja con la aplicación y alertará los destinos preseleccionados. El botón de alerta es iniciado por el usuario, mientras que las notificaciones de alerta de caída se envían automáticamente.
La aplicación también funciona como un monitor de actividad a distancia. Al mantener un registro de los datos de movimiento del usuario, y aprende a reconocer patrones de movimiento personales a través de un algoritmo de aprendizaje dinámico.
El dispositivo puede reconocer una serie de eventos “casi-caída” que pueden apuntar hacia un mayor riesgo de caída en un paciente; o una disminución de la actividad que puede indicar que el usuario se está convirtiendo en sedentario.
En teoría éstos aspectos son más beneficiosos que en la práctica ya que el cinturón no puede hacer mucho en esta etapa, fuera de henchirse durante una caída. Pero en la siguiente fase, estas funciones de supervisión deben ayudar a impulsar la prevención, dicen los empresarios.
El modelo comercial de la empresa consiste en ceder sus dispositivos, no venderlos. El producto será arrendado a través de distribuidores locales en alrededor de 50 dólares al mes, aunque el precio final dependerá del país. También se ofrecerá una opción para comprar el producto.
Hip Hope, tiene patentes pendientes en los EE.UU., la U. E., Canadá y Japón y ha presentado otras solicitudes de patentes. Obtuvo la aprobación “CE Mark” en Europa (Clase 1 de dispositivos médicos), listado FDA como dispositivo médico de clase 1 y una certificación de Salud de Canadá. En la actualidad, la empresa estaba empezando a hacer las primeras 150 unidades para pruebas beta en Israel, Canadá y Europa.

2 Comentarios

  1. Cuando la banda se despliega, la aplicación del smartphone inteligente envía una notificación de alerta a los destinos preseleccionados.
    LA NOTIFICACIÓN SE ENVIARÁ A LOS TELÉFONOS QUE PREVIAMENTE FUERON SELECCIONADOS.

Dejar respuesta