Niños israelíes con problemas de desarrollo que no fueron tratados

3
1922

Servicios para problemas físicos y mentales colapsan por falta de fondos
En un kibutz del sur del país explican que los niños deben esperar entre seis y nueve meses para comenzar terapias que los ayuden a desarrollar sus capacidades. Tampoco existe la posibilidad de una terapia privada, dado que también los cupos son difíciles de conseguir.
Las unidades de desarrollo infantil de las municipalidades de todo el país están al borde del colapso, muchas de ellas sufren graves deficiencias y no pueden emplear personal adicional. De acuerdo con el Foro Nacional de Unidades de Desarrollo Infantil de la Comunidad, aproximadamente 20.000 niños están en la lista de espera para obtener terapia, incluyendo terapia ocupacional, fisioterapia, terapia ocupacional, logopedia, servicios de salud mental y otros.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La mitad podrán obtener un turno dentro de tres a cinco meses, en tanto el 20% deberá esperar aún más tiempo. La problemática es aún peor, dado que la mayoría de estos niños han entrado en la lista de espera luego de aguardar meses para la evaluación y el diagnóstico en un instituto de desarrollo infantil. En algunos casos, incluso luego de que se inició la terapia, se interrumpió, para dar lugar a que otros niños en la lista de espera tengan la oportunidad de asistir a unas cuantas sesiones.
De acuerdo a los profesionales y padres de hijos con problemas de desarrollo, este tema se está agravando por la crisis financiera de estas unidades.
Hay alrededor de 100 unidades de este tipo establecidas por las autoridades locales, a menudo asistidas por fundaciones filantrópicas, para lograr que estas terapias sean accesibles a las familias que viven fuera de las grandes ciudades y que no pueden afrontar tratamientos privados.
Alrededor del 10 por ciento de los niños israelíes, en un total de 280.000, fueron diagnosticados con algún tipo de retraso en el desarrollo. Ellos son elegibles para un programa de terapia que incluye todo tipo de servicios paramédicos, que van desde la terapia psicológica hasta la terapia artística.
Desde que se realizó este informe, seis unidades de desarrollo infantil han cerrado. Dos en Jerusalén y en el barrio de Kiriat Ye’arim de Jerusalén, donde eran tratados especialmente los niños ultraortodoxos, los otros estaban en Haifa, Hadera, Lakiya en el sur y el instituto de desarrollo de niños en el Hospital Ichilov de Tel Aviv. En el Barzilai Medical Center, la única unidad en Ashkelon, está también en riesgo de cierre.
Shir Gur, directora del Foro Nacional de Unidades de Desarrollo Infantil de la Comunidad, culpa al Ministerio de Salud y explica que la última vez que se actualizó la tarifa de una hora de terapia fue en el año 1997 siendo de 214 shékels (59 dólares).
Entre tanto, resulta que el HMO (Organización de Mantenimiento de la Salud) paga entre 120 y 140 shékels, lo cual no cubre los gastos operativos, salariales y de mantenimiento de las unidades.

3 Comentarios

  1. Debo comenzar diciendo que la foto de este artículo es una belleza, ojalá y el racismo en israel puede quedar pronto atrás y que los judíos de origen etíope no sigan siendo tratados como inexistentes. Pero resulta que el abandono del gobierno a estos(as) niños(as) es algo inexplicable que se convertirá en una bomba que estallará con múltiples efectos muy malos para el país. Bibi, atienda este asunto tan importante, por favor.

  2. Lamentable realidad que desdice de la filosofía humanista y judía que debe inspirar al Estado con respecto a los mas pobres y vulnerables de entre los ciudadanos de Israel, en especial los niños! Que se corrija prontamente tal situación!

Dejar respuesta