8 diciembre, 2021

Turquía: entre el sabotaje y la economía

Un artefacto explosivo fue encontrado en el automóvil de un oficial de la policía, que debía formar parte del dispositivo de seguridad de un mitin donde hablaría el presidente turco Recep Tayyip Erdogan.

Recept Tayyip Erdogan Foto: Kremlin.ru CC BY 4.0 vía Wikimedia Commons

Por Gallia Lindenstrauss

El hecho tuvo lugar el 4 de diciembre, en el sureste de Turquía.

La bomba fue desactivada con éxito y no causó daños.

El sospechoso inmediato del ocultamiento de los explosivos es el movimiento de resistencia kurdo, que ha mantenido este modus operandi contra las fuerzas de seguridad turcas durante años.

Sin embargo, es importante enfatizar: la escalada en el sureste del país sirve a la necesidad de Erdogan de desviar la atención de la opinión pública de los problemas económicos del país.

En particular, la caída de casi la mitad del valor de la lira turca desde principios de año, así como el aumento de la inflación, han provocado un desplome del apoyo al presidente y su partido, el Partido Justicia y Desarrollo.

Las elecciones presidenciales y parlamentarias turcas están programadas para junio de 2023, y ya sea que se celebren a tiempo o se retrasen, el sistema político turco ya está preparado.

La escalada en el sureste del país podría justificar además otra operación militar en el norte de Siria, que probablemente obtendría un apoyo público generalizado, y también podría justificar nuevas medidas de represión contra el partido pro-kurdo que se presenta a las elecciones.

Parte de la solución a la crisis económica de Turquía sería presumiblemente aumentar las tasas de interés, una medida a la que Erdogan se opone firmemente, en parte por razones religiosas, en el marco de lo que él llama la «guerra de independencia económica» de Turquía.

Paralelamente, Ankara está tratando de atraer inversiones económicas de los estados del Golfo, parte del deshielo con los Emiratos Árabes Unidos y la visita a Turquía a fines de noviembre del príncipe heredero, Mohammed bin Zayed, cuando los Emiratos anunciaron el establecimiento de un fondo de inversión de 15 mil millones de dólares en Turquía.

Se espera que Erdogan visite Doha en los próximos días y, como parte de la visita, anime a Qatar a invertir más en la economía del país. También hay intentos de mejorar las relaciones entre Ankara y Riad de manera que eso contribuya económicamente a Turquía.

Fuente: INSS The Institute of National Security Studies

Compartir

#, #, #, #

Más sobre Medio Oriente

Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios