Memorable periplo: los niños de Teherán

24 julio, 2023 ,
Niños de Teherán en el ferrocarril que los trasladó a la Tierra de Israel en 1943. Foto: Archivo Sionista Central.

Por Dr. Israel Jamitovsky

Recientemente acaba de ver la luz, la versión hebrea del libro Los hijos de la suerte, elaborado por Mikhal Dekel, Doctora en Literatura Comparada y docente de la Universidad   de Nueva York . Editado por la Editorial Iediot Ajaronot, su padre Janán Dekel(Taitel) fue  uno de los rotulados Niños de Teherán y la oportunidad se brinda para abordar este capítulo relativamente conocido de la Segunda Guerra Mundial y del Movimiento Sionista que implicó un  extenso y duro periplo de 20.000 kilómetros que finalmente culminó en  la Tierra de Israel. En el Instituto Yad Vashem de Jerusalén no aflora en su exposición permanente en tanto que en es totalmente ignorado por el Museo del Holocausto de Washington

Al estallar la Segunda Guerra Mundial, 300.000 judíos huyeron al este, apuntando a la Unión Soviética de entonces. Al producirse la invasión alemana a la Unión Soviética el 22 de junio de 1941,parte de ellos se encaminó a Siberia y otra parte hacia las repúblicas soviéticas de Asia. Durante el extenso periplo y posterior y particularmente en Siberia, el hambre, las carencias, las agobiantes condiciones climáticas y de trabajo así como a las enfermedades que padecieron los migrantes hicieron lo suyo. La coyuntura no permitió la supervivencia a largo plazo, la gente fue traída para trabajar hasta su fallecimiento y en ese caso era sustituida por otro grupo humano que llegaba al lugar. En esta dura coyuntura, miles de niños perdieron a sus progenitores.

En 1942, se firmó un acuerdo entre el  Gobierno Polaco en el exilio y el gobierno de la Unión Soviética, por el cual se resolvió la erección de un ejército polaco en al Unión Soviética bajo la dirección del General Valdislav Andrés en cuyo  contexto se   autorizó la salida de 24.000 soldados y refugiados polacos entre los que se contaban 1000 niños y 800 mayores judíos, de tal suerte que entre abril y agosto de 1942,  fueron trasladados a Teherán que a la sazón se encontraba bajo dominio británico.

La gran mayoría de los niños eran huérfanos y tan sólo una escasa  minoría  llegó acompañado de un progenitor o ambos. Hubieron padres que entregaron sus hijos a curas y monjas en Polonia en  tanto única alternativa para salvarlos y ellos a su vez permanecieron en la Unión Soviética. También estos niños fueron enviados a Teherán.

EL RESCATE

Una vez que las autoridades de la comunidad judía de la Tierra de Israel tomaron conocimiento del arribo a Teherán del antedicho conglomerado, enviaron a Reuvén Shefer  y Abraham Silberguer quienes abrieron una representación de la Agencia Judía en Teherán y en octubre de 1942, arribó a esta ciudad Tzipora Shertok-esposa de Moshé Shertok(Sharet), de los principales líderes del organismo-quien junto a pioneros que se encontraban entre los refugiados judíos, fundaron en Teherán el orfanato rotulado Hogar del Niño Judío. Después de ello, las autoridades británicas prohibieron el ingreso de nuevos representantes de la Agencia Judía.

El orfanato fue dirigido en condiciones extremadamente difíciles padeciendo de grandes carencias especialmente en el espacio alimenticio , pero a su vez desplegó ingentes esfuerzos para incorporar   a niños judíos que se encontraban en el ámbito de curas y monjas en Polonia.

En enero de 1943, luego de obtenerse la pertinente autorización de las autoridades británicas en la Tierra de Israel así como la de sus pares en Teherán, partieron los niños y sus acompañantes a Karachi (a la sazón India, hoy Pakistán), de ahí a Suez. El 18 de febrero de 1943 arribaron a la Tierra de Israel por ferrocarril hasta Atlit, siendo recibidos entusiastamente por miles de personas y por militantes de la Migración Juvenil(Aliat Hanoar) entre  los que se encontraban Henrietta Szold y el Dr. Hans Beyith.  De ahí fueron trasladados a centros de absorción para nuevos migrantes.Los niños destacaron que los soldados británicos se ocuparon de todas sus necesidades durante el periplo e incluso de un nacimiento que se registró en el ferrocarril.Su número total fue 1.230 personas , de los cuales 369 eran mayores de edad y 860 niños. Entre estos últimos, 719 eran huérfanos y el resto-141- poseían un progenitor o ambos. La gran mayoría fueron traídos por la vía marítima por compañías navieras cuyos servicios fueron financiados por organizaciones  judías de beneficencia de Estados Unidos, una minoría lo hizo más tarde en el mes de agosto del mismo año  por vía terrestre, atravesando Irak y Jordania

¿Qué educación  se impartirá a los niños?

La presencia de los niños de Teherán suscitó   agudas controversias en la comunidad judía de Israel entre religiosos y laicos  en lo relativo  a qué educación impartir a este colectivo. Los laicos sostenían que debían educarse en su marcos-principalmente en los kibutzim-aduciendo que poseían mejores condiciones para hacerlo.Desde tiendas religiosas, se sostuvo  otro tanto y por ende  los huérfanos debían recibir instrucción religiosa.

Ante ello Henrietta Szold decidió que niños mayores de 14 años escogieran por si mismo el marco educativo pertinente en tanto que a menores de 14 años  se verificó si provenían de familias religiosas o seculares. A tales efectos, H. Szold se entrevistó con 400 niños y su ayudante hizo otro tanto con el resto.

Finalmente y acorde al informe presentado por Henrietta Szold, la distribución fue la siguiente:

  • 298 niños fueron enviados a kibutzim laicos
  • 288 niños fueron enviados a kibutzim religiosos y otros espacios del Sionismo Religioso
  • 38 a marcos de Agudat Israel(Ultraortodoxo).
  • 27 a familiares de los niños

Los ultraortodoxos protestaron ante tal distribución aduciendo que la mayoría de los niños provenían de hogares ultraortodoxos.

HEROÍSMO y NÍTIDO DESTAQUE 

Numerosos niños combatieron ya siendo mayores de edad en la Guerra de Independencia de Israel, nueve de ellos perecieron, entre los cuales cabe destacar a Emanuel Landau quien cayó cerca de Haifa y fue uno de los 12 soldados que se hicieron acreedores   a la Orden del Heroísmo de Israel que se concedió a los combatientes de la Guerra de Independencia de Israel de 1948.

Entre los Niños de Teherán que se destacaron nítidamente y con  relieves propios en la sociedad israelí, cabe señalar a 

  • Haim Erez, Comandante(Retirado) del Ejército
  • Avigdor Ben Gal (Comandante Retirado) del Ejército
  • Alex Guiladi, periodista y miembro del Comité Olímpico Internacional
  • Rabino Ben Tzión Rabinovich, líder del Jasidismo de Biala(Polonia)
  • Abraham Raif, Presidente de Honor de la Organización de Agentes de Seguros.
  • Rabino Pinjas Shreiber, ex Rabino de la comunidad ultraortodoxa de Ashdod.
  • Hadassa Lempel, artista y combatiente del Palmaj (Izquierda Sionista)
  • Ben Tzión Tomer, poeta, escritor y dramaturgo. Su obra Los niños de la Sombra se basa en la historia de uno de los niños de Teherán.
  • Arieh Mintkowitz, expresidente del Ente de Valores Bursátiles y del directorio del Bank Discount.
  • Rabino Iosef Gliksberg, ex Rabino Principal de la ciudad de Guivataim.
  • Rajel Gara, artista
Compartir
Subscribirse
Notificarme de
guest
1 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios