10 septiembre, 2021

La sabiduría de la Cabalá hoy

“Una mirada desde la Sabiduría de la Cabalá sobre el mundo. Sobre la situación del mundo y de los que este nos depara”.

Foto: Wikipedia – CC BY 2.5

Entrevista con el Dr. Michael Laitman por David A. Rosenthal

El Dr. Michael Laitman es un pensador global, vive en Israel. Es doctor en filosofía y Cabalá y maestro en biocibernética médica. Es escritor prolífico, ha publicado más de 40 libros, que han sido traducidos a decenas de idiomas. Es un orador muy solicitado y ha escrito o entrevistado por The New York Times, The Jerusalem Post, Huffington Post, Corriere della Sera, Chicago Tribune, Miami Herald, Newsmax, The Globe, RAI TV y Bloomberg TV, FOX. Radio, entre otros. El doctor Laitman imparte clases diarias, en vivo, a una audiencia de unos dos millones de personas en todo el mundo, traducidas simultáneamente a inglés, español, hebreo, italiano, ruso, francés, turco, alemán, húngaro, farsi, ucraniano, chino, japonés y más de otros veinte idiomas.

D.A.R: Es un gran placer poder entrevistarlo doctor Laitman, muchas gracias por aceptar. Me gustaría comenzar con una pregunta sobre la Torá. ¿Cómo podemos resumir el contenido de la Torá, como dijo el rabino Akiva, “Ama a tu prójimo como a ti mismo, esta es una gran regla en la Torá” o como dijo Hillel, “Lo que odias, no lo hagas a tu prójimo y el resto es comentario, ¿ve a estudiar”?

Dr. ML: Eso es precisamente la esencia de la Torá. El propósito de la Torá es unir a cada uno en un vínculo con todos los demás, para que todos, sin importar sexo, religión o nacionalidad, nos unamos en nuestro corazón, de tal modo que no haya diferencia entre nadie. Este es el propósito de nuestro estar en este mundo. Con la sabiduría de la Cabalá, intentamos acercarnos a ese objetivo. La sabiduría de la Cabalá también enseña que nos estamos acercando al momento en que esto debería suceder, así que, esperemos lograrlo.

En ese caso, me gustaría preguntar ¿por qué esta generación tiene que lidiar con la pandemia?, ¿por qué se lo merece?

En la sabiduría de la Cabalá, esta generación se llama “la generación del fin de la corrección”. Básicamente, necesitamos completar todas las correcciones por las que ha pasado la humanidad hasta ahora y en esta generación, todos y cada uno deberían implementarla y pasar de recibir, a dar, del odio, al amor.

Para acelerar este desarrollo, llegan todos los problemas que nos despiertan y nos empujan hacia la corrección, para que nos preguntemos, ¿por qué vienen? Uno de esos problemas es la pandemia actual.

Ponemos mucha atención al desarrollo tecnológico, a la política y a otras cosas, pero ignoramos el desarrollo humano y aún no estamos dispuestos a reconocernos unos a otros. Este es nuestro principal problema y ​​por eso llegó la pandemia. Nos rodea por todos lados; es una aflicción integral, común a todos, por eso, si no queremos entender que todos pertenecemos a una misma humanidad, esos golpes nos harán sentirlo cada vez más, hasta que nos veamos obligados a formar relaciones, al menos, más humanas.

¿Cómo debería la humanidad enfocarse en el desarrollo humano?

Aprendiendo que estamos en un sistema que requiere que nos acerquemos y tengamos buenas relaciones, a pesar de las fuerzas negativas y egoístas en cada uno. Debemos aprender a ser considerados. No se trata de ser amables unos con otros, sino de lograr congruencia con la naturaleza que nos rodea, que es totalmente integral y por eso, nuestras relaciones también deben ser integrales. Básicamente, la Torá y el judaísmo sólo hablan de lograr el estado de “Ama a tu prójimo como a ti mismo”.

¿Qué cree usted que pasará a causa de la pandemia?

Desde hace año y medio, cuando recién inició la pandemia, dije que no iba a terminar y que sufriríamos golpe tras golpe, con descansos en el medio, que el propósito de estos golpes es desgastarnos para que dejemos de perseguir frenéticamente el desarrollo tecnológico, como lo hemos hecho durante las últimas décadas. Como resultado de los golpes, debemos entender que el problema es nuestra conexión y comenzar a poner más atención y esfuerzos.

En la actualidad, ¿Cuáles son los principales desafíos a los que se enfrenta la humanidad?

Los golpes que sufrimos y los que sufriremos, deben hacernos ver que, si no lo entendemos por nosotros mismos, la naturaleza nos enseña que debemos abstenernos de la carrera por el dominio tecnológico, industrial y financiero y en su lugar, debemos cuidar nuestro desarrollo humano, la educación que necesitamos dar, no sólo a los niños, sino a naciones enteras, a toda la humanidad.

Nuestras relaciones internacionales actuales son tan horribles que las veo como una amenaza. Creo que, como resultado de los golpes, lograremos comprender que no tenemos más remedio que buscar nutrir nuestra parte humana. La naturaleza ya no nos dejará ir en contra de la unidad. Nos obligará a unirnos, si no lo hacemos voluntariamente, será por el camino del sufrimiento. Por eso, los golpes que estamos sufriendo, en realidad son la cura. Puede que no sean dulces, pero nos sanan.

¿Cree que podríamos terminar con otra guerra mundial?

Quizá. Está escrito en varios lugares de la sabiduría de la Cabalá que es posible una tercera e incluso una cuarta guerra mundial y tal vez, una guerra nuclear. De cualquier modo, todo es para sacudir a la humanidad y mostrarnos que no hay alternativa al desarrollo interno, a corregir el mal en la humanidad.

El antisemitismo está en muchos lugares del mundo ¿Cómo terminará y cómo podemos evitarlo?

No podemos luchar contra el antisemitismo porque nosotros mismos lo provocamos. El pueblo de Israel fue establecido en la antigua Babilonia, por Abraham el Patriarca [nuestro padre]. Somos una colección de muchas naciones que vivían en Babilonia y Abraham reunió a quienes quisieron ir con él y se convirtieron en un grupo. Lo llamó Ysrael [Israel], de las palabras hebreas Yashar-El [directo a Dios], es decir, directo al Creador. Los miembros de ese grupo sintieron atracción por revelar al Creador. Abraham los llevó a la Tierra de Canaán, el Israel de hoy y hoy se llaman “pueblo de Israel”. En otras palabras, [Israel] no es una nación, no se cuenta entre las setenta naciones, es una colección de todas las naciones que se unieron para alcanzar la fuerza superior. Los judíos de hoy son la progenie de ese grupo.

Las naciones, que permanecieron en Babilonia, se dispersaron por todo el mundo. Las fuerzas de la naturaleza operan en ellas y les hacen entender que su buen futuro depende de la conexión entre todos, que a su vez depende de ese grupo llamado “pueblo de Israel”, si se une y logra la corrección, todas las naciones se beneficiarán. Pero si no se unen y no logran la corrección del mundo, todas las naciones sufrirán. Esa es la razón del antisemitismo.

Aún hoy, vemos que todas las naciones nos acusan de ser la causa de todo lo malo del mundo. También eso lo dice la sabiduría de la Cabalá y no podemos decirles que están equivocados, porque tienen razón. No hay nada que podamos hacer más que unirnos entre nosotros y así calmar todas las fuerzas negativas del mundo y el mundo volverá a la paz.

Todo depende de nosotros. Por eso, las naciones del mundo nos acusan de ser el poder del mal en el mundo. Tienen razón; lo sienten en su interior; es un sentimiento natural en ellas y no tenemos más remedio que unirnos y alcanzar nuestro grado espiritual. Así, podremos proyectar la fuerza espiritual que les permitirá unirse y obtener todo el bien de la creación.

Mientras tanto, estamos entre ellas y el Creador, como un corcho que no permite que la abundancia de la fuerza superior fluya a nuestro mundo. Todo depende de nuestra conexión.

¿Cuál es la importancia de Israel en el futuro cercano?

¡Israel es de importancia crítica! Básicamente, Israel es ese mismo grupo (la gente, no el país) que debería unirse y dar ejemplo a la humanidad de cómo deberíamos unirnos todos. Israel es un compendio de la humanidad; por eso, si nos unimos, la humanidad se unirá después de nosotros. Esto es lo que hace a Israel tan importante.

Cada día que pasa, descubriremos más y más la importancia de la misión [de Israel]. Si no creamos conexión entre nosotros y no damos ejemplo a las naciones del mundo, no estaremos cumpliendo con nuestro deber. Como resultado, sentiremos cada vez más odio y presión por parte de las naciones del mundo.

Nada mejorará, sólo empeorarán. No nos ayudará tratar de racionalizar las cosas para las naciones; no servirá de nada porque tienen razón y lo sienten de forma natural. No las convenceremos. Pueden sonreírnos, pero no pueden dejar de odiarnos, porque en el fondo sienten que realmente le hacemos daño a la humanidad.

Doctor Laitman, ¿habrá un momento en que la sabiduría de la Cabalá, El libro del Zohar y todos los demás libros sean reconocidos y toda la humanidad los estudie?

Realmente espero que sí. Los hemos publicado en muchos idiomas y de todas las formas posibles. Tenemos miles de estudiantes en todos los continentes, con acceso gratuito a todos los materiales. Nuestras fuentes son anteriores incluso a El libro del Zóhar, siguen con El Libro del Zohar a través de todos los escritos de los cabalistas, a lo largo de las generaciones.

Y, ¿cuál será la posición de Cabalá en el futuro?

Creo que Cabalá debe ser la base de la educación, es decir, el mundo debe cambiar al estado de “Ama a tu prójimo como a ti mismo” y la sabiduría de la Cabalá explica el sistema en el que vivimos. Podemos independizarnos de nuestro cuerpo. Podemos elevarnos por encima de él y sentir a toda la humanidad y toda la realidad. Podemos lograrlo con la sabiduría de la Cabalá. Invitamos a todos a venir y a aprenderlo, como está escrito: “Mi casa será llamada ‘casa de oración’ para todas las naciones”.

Gracias. ¿Cree que es importante que los judíos regresen a Israel?

La sabiduría de la Cabalá no atribuye un significado especial a hacer Aliá (lit,” Ascenso”, aquí significa “emigrar a Israel”) Lo importante es que la gente haga Aliá espiritual (Ascenso espiritual). Pueden vivir en el Estado de Israel, pero eso no significa que estén realmente en la tierra de Israel. La palabra Eretz (tierra) proviene de la palabra Ratzón (deseo), Israel proviene de las palabras Yashar-El (directo al Creador). La persona que tiene el deseo de ir directo al Creador, a la cualidad de amor y de dar, se considera que está en la “tierra de Israel”. Pero puedes estar en ese estado en cualquier parte del mundo.

No creo que la gente que vive en el actual Estado de Israel sea más espiritual que la que vive en América Latina; no hay absolutamente ninguna conexión. Por eso, si hablamos del futuro del mundo, el futuro del mundo es que todos anhelen la conexión y con la conexión, se conviertan en un mundo, una fuerza superior, como está escrito, “Y todos Me conocerán, desde el más pequeño hasta el más grande”. Por eso, el lugar de residencia es irrelevante.

En otro tema, parece que el mundo está perdiendo el control sobre el medio ambiente, el clima e incluso sobre los gobiernos y la gente en general ¿qué va a pasar?

Efectivamente, el clima es uno de los golpes que estamos sintiendo y lo sentiremos cada vez más. Necesitamos despertar y empezar a pensar en nuestro futuro. Con el clima, la pandemia y otras fuerzas y desastres naturales, la naturaleza nos despertará como lo hizo antes del éxodo de Egipto. En aquellos días, fue granizo, langosta y otras plagas. Nosotros también sentiremos plagas; estoy seguro de que habrá más golpes naturales que, eventualmente nos presionarán hasta el punto en que tendremos que pensar seriamente en, por qué nos está pasando esto.

¿Habrá más muertes en el mundo y en Israel de las que ya hemos tenido?

Muchas más en todo el mundo. Espero que podamos corregir estos estados, pero sólo es posible con la conexión de los corazones de los hijos de Israel, en todo el mundo. Si no lo hacemos, estos golpes nos traerán antisemitismo desde todas las direcciones, así que, no tendremos más remedio que hacerlo.

A la luz del odio y el egoísmo en el mundo, ¿cuál es el principal problema que el mundo necesita corregir hoy y cuál es la mejor forma de hacerlo?

No hay muchos problemas en el mundo. El único problema es nuestro ego. La naturaleza humana es egoísta, como está escrito: “La inclinación del corazón del hombre es mala desde su juventud”. Sólo podemos arreglarlo, si aprendemos qué es el ego, cómo se puede corregir y nos conectamos entre nosotros. Cuando trabajemos para lograrlo, haremos que la fuerza superior corrija nuestro ego. Espero que lo logremos muy pronto.

Gracias. ¿Qué consejo le daría al mundo, a la humanidad y al pueblo de Israel en estos días de incertidumbre?

Sólo que deben entender que estamos dentro del sistema de la naturaleza y requiere que nos conectemos más positivamente, hasta que realmente nos convirtamos en un mecanismo, positivamente conectado entre todos nosotros. Tenemos mucho material sobre esto en nuestro sitio, para principiantes y para veteranos y todo está disponible sin ningún costo.

Ya veo, ¿y qué necesita el pueblo judío? ¿más oraciones, más estudio de la Torá u otras actividades para aumentar el equilibrio en el mundo espiritual?

Lo único que el pueblo judío necesita es entender que sólo con conexión dentro del pueblo judío, puede convertirse en un buen ejemplo para toda la humanidad, este es el significado de ser “luz para las naciones”.

Compartir

#, #

Más sobre Mundo Judío