20 septiembre, 2021

La FDA rechazó la tercera dosis de la vacuna para toda la población, pero el ministro de Salud israelí respondió que el refuerzo funciona

Una investigación realizada en Israel señala que los niveles de anticuerpos tras la tercera dosis son 10 veces mayores que los que se obtienen con la segunda inyección.

El ministro de Salud, Nitzan Horowitz, reafirma la eficacia de la tercera dosis de la vacuna para bajar los casos de COVID-19 en Israel. Foto: Twitter @NitzanHorowitz.

La Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA) decidió recomendar días atrás las dosis de refuerzo exclusivamente para personas mayores de 65 años o con alto riesgo. Sin embargo, el ministro de Salud de Israel, Nitzan Horowitz, señaló que la campaña de refuerzo fue una medida clave para bajar los casos de coronavirus en Israel. De acuerdo con un análisis serológico del hospital israelí Sheba en Ramat Gan, los niveles de anticuerpos tras la tercera dosis son 10 veces mayores que la segunda inyección.

«Israel es una prueba clara de que una tercera vacuna es eficaz en la lucha contra la Delta (variante del coronavirus», expresó Horowitz en sus redes sociales. «Aumenta el nivel de protección en todos los grupos de edad que recibieron la vacuna, es segura y no tiene efectos secundarios significativos, similar a la segunda dosis», indicó el jerarca.

Por su parte, el director general del Ministerio de Salud, Nachman Ash, dijo a raíz de la recomendación del panel estadounidense que los diferentes países deben tomar decisiones en función de sus propias situaciones.

“No subestimamos la decisión [de la FDA], pero la situación de morbilidad en Israel es diferente a la de Estados Unidos”, expresó Ash al sitio de noticias Ynet. «No nos sorprendió en absoluto la decisión; si no hubieran aprobado el uso del refuerzo en absoluto, nos habría sorprendido», concluyó.

Compartir

#, #, #, #, #, #

Más sobre Actualidad