Israel se retira de la UNESCO, junto a EEUU

Israel comenzó el Año Nuevo abandonando, junto con Estados Unidos, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO). “UNESCO es un organismo que reescribe continuamente la historia, inclusive borrando la conexión judía con Jerusalén”, expresó el embajador israelí en la ONU Danny Danon. “Es corrupta y está manipulada […]

UNESCO Foto: Albertus teolog Wikimedia Dominio Público

Israel comenzó el Año Nuevo abandonando, junto con Estados Unidos, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

“UNESCO es un organismo que reescribe continuamente la historia, inclusive borrando la conexión judía con Jerusalén”, expresó el embajador israelí en la ONU Danny Danon.

“Es corrupta y está manipulada por los enemigos de Israel y continuamente separa al único Estado judío para condenarlo. No vamos a ser miembros de una organización que actúa deliberadamente en contra de nosotros”, expresó.

Israel anunció su retiro de la UNESCO en octubre de 2017, pocos días después de que lo hiciera la Administración estadounidense debido, entre otras cosas a su “obsesión” contra Israel.

«Esperamos que la organización cambie sus maneras pero no confiamos en eso; por lo tanto, mi decisión de dejar la organización es firme y seguiremos adelante para llevarla a cabo», declaró en ese entonces el primer ministro, Benjamín Netanyahu, al señalar que seguiría los pasos de la Administración norteamericana.

Israel se unió a la UNESCO el 16 de septiembre de 1949, y alberga seis sitios considerados por el organismo como Patrimonio Mundial de la Humanidad, entre ellos Masada, la Ciudad Vieja de Ako (Acre), los Templos Bahai en Haifa y la “Ciudad Blanca” de Tel Aviv. Estos sitios permanecerán en la lista, dijo un portavoz del Ministerio de Exteriores.

En octubre de 2017, la Administración estadounidense expresó que se retiraba de la UNESCO, entre otras cosas por su “sesgo anti-israelí”.

Pocas hora más tarde, Netanyahu anunció también la salida  de Israel y calificó la medida de la Administración Trump como “valiente y moral porque la UNESCO se ha convertido en un teatro del absurdo y porque en lugar de preservar la historia, la distorsiona” y ambos países exigen reformas en la agencia.

El Departamento de Estado de EE.UU., que había suspendido en 2011 el pago de sus contribuciones a la organización después de que la UNESCO aceptara a la Autoridad Palestina como estado miembro de pleno derecho , expresó en aquella ocasión su deseo de permanecer como «estado observador no-miembro».
En los últimos tiempos la directora general de la UNESCO, Audrey Azulay, promovió una página web educativa sobre el Holocausto y la primera guía de la ONU de combate contra el antisemitismo. Aurora y  EFE

Compartir

#, #, #

Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Telegram Aurora

Más sobre Diplomacia y Defensa