En un encuentro histórico, el presidente de Yad Vashem se reunió con el Papa Francisco

La reunión se realizó en el Vaticano y ambos intercambiaron obsequios y agradecimientos.

Cortesía Yad Vashem.

El presidente de Yad Vashem Dani Dayan mantuvo una audiencia privada con el Papa Francisco en el Vaticano. En la reunión, ambos trataron la importancia de la investigación y el recuerdo del Holocausto en el mundo cristiano.

Esta reunión marca el primer encuentro de este tipo: si bien los últimos tres pontífices visitaron Yad Vashem, se trata de la primera audiencia privada de esta magnitud.

Según Yad Vashem, la reunión con el Papa Francisco, quien visitó Yad Vashem por última vez en 2014 buscó reforzar las actividades de colaboración entre Yad Vashem y el Vaticano en las áreas de conmemoración, educación y documentación de la Shoá, y tratar los esfuerzos para combatir el antisemitismo y el racismo en todo el mundo.

Con este fin, el Embajador de Israel en el Vaticano S.E. el Sr. Raphael Schutz también estuvo presente. Además, el Papa Francisco y Dani Dayan tienen una conexión de raíz: ambos nacieron en Argentina.

Cortesía Yad Vashem.

«Durante este encuentro histórico de hoy con Su Santidad el Papa Francisco sentí el peso de la responsabilidad como alguien que no solo se representa a sí mismo y al presente, sino a todo el pueblo judío a lo largo de su historia. Es por ello que le ofrecí al Papa toda la experiencia e influencia de Yad Vashem, nuestras habilidades, materiales y erudición para abordar los temas relacionados con el Holocausto y la Iglesia en particular, y en el escenario mundial en general«, explicó Dayan.

Por otro lado, el presidente de Yad Vashem expresó su gratitud al Papa por su decisión de abrir los Archivos del Vaticano de la época de la Segunda Guerra Mundial y abordar las cuestiones sobre la Iglesia durante el Holocausto.

Los archivistas de Yad Vashem actualmente están recopilando información de estas colecciones, con el objetivo de llevarlas al Monte del Recuerdo, donde se puedan estudiar y, con suerte, arrojar luz sobre las experiencias y el destino de numerosas víctimas del Holocausto.

«El Papa expresó una gran emoción al hablar del Holocausto», señaló Dani Dayan. «Dijo que la apertura de los Archivos del Vaticano relacionados con la Segunda Guerra Mundial es un tema de justicia, y que la Iglesia no le teme a la historia. Además de esto, el Papa dijo que como en todo grupo, hubo individuos en la Iglesia que actuaron correctamente y otros que no. Esta fue una importante declaración por parte de Su Santidad el Papa Francisco».

Después de la conversación, Dayan le entregó al Papa Francisco un obsequio en nombre de Yad Vashem: una réplica de una colorida placa de sinagoga que representa las Tablas de la Ley (Los Diez Mandamientos) entregadas a los hijos de Israel en el Monte Sinaí.

La pintura original, realizada por I. Eisikowicz, era una decoración en un Arca de la Torá del siglo XX de Cernăuți, Rumanía (actual Chernivtsi, Ucrania), y es todo lo que queda de este otrora próspero centro de vida judía antes de que fuera destruido por los nazis.

Por su parte, el Papa Francisco entregó a Dani Dayan un obsequio simbólico: una estatua de bronce de una rama de olivo, como signo de paz y esperanza.

Cortesía Yad Vashem.
Compartir

#, #, #, #, #

Subscribirse
Notificarme de
guest
3 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Telegram Aurora

Más sobre Mundo Judío