El príncipe heredero de Emiratos acepta la invitación de Bennett para visitar Israel

Naftalí Bennett y Mohamed bin Zayed al Nahyan Foto: Haim Zah GPO vía Flickr

El primer ministro, Naftalí Bennett, se reunió ayer lunes con el príncipe heredero y líder de facto de Emiratos Árabes Unidos (EAU), jeque Mohammed bin Zayed al Nahyan en su palacio privado en Abu Dabi. Tras finalizar la reunión, la Oficina del Primer Ministro anunció que el príncipe heredero de Abu Dabi aceptó la invitación de Bennett a visitar Israel. En correspondencia, el jefe del Gobierno israelí ordenó a sus asistentes comenzar las tareas para preparar la visita.

Un año después de que Israel y Emiratos Árabes Unidos establecieran relaciones diplomáticas, el primer ministro, Naftali Bennett, dio un nuevo empujón a las relaciones económicas y comerciales entre los dos países en una histórica visita a Abu Dabi, la primera de un jefe de Gobierno del Estado judío.

Durante su estancia, Bennett fue recibido por el príncipe heredero y líder de facto de Emiratos, Mohamed bin Zayed al Nahyan, quien le aseguró en una reunión que esta visita contribuirá a «impulsar las relaciones de cooperación hacia pasos más positivos», según la agencia oficial de noticias emiratí, WAM.

El primer ministro israelí, que regresó ayer mismo a su país después de aterrizar el domingo por la noche en Abu Dabi, calificó en su cuenta de Twitter de «históricas» su visita a Emiratos y su reunión con Bin Zayed.

«Nuestro encuentro se alargó mucho y expresamos nuestro deseo común de profundizar y fortalecer la cooperación, la paz entre los dos países y las relaciones económicas entre ellos», dijo el jefe del Gobierno israelí, que añadió que «en breve» se firmará «un acuerdo de libre comercio» entre EAU e Israel.

OPTIMISMO EN LA COOPERACIÓN ECONÓMICA

Bennett concluyó su visita «con gran optimismo» en que el modelo de relaciones entre Israel y Emiratos «constituye la piedra fundamental de las relaciones ramificadas en todas las partes de la zona» de Oriente Medio.

Israel ha encontrado un importante socio económico y comercial en Emiratos, país con el que estableció relaciones en el marco de los llamados Acuerdos de Abraham, firmados en 2020 en Washington y auspiciados por la anterior Administración del presidente Donald Trump.

De hecho, el intercambio económico y comercial entre Israel y Emiratos ya alcanza los mil millones de dólares.

De acuerdo a un comunicado conjunto emitido al final de la visita, Bennett y Bin Zayed debatieron ampliamente sobre la cooperación en varios campos económicos, de infraestructura, logística y desarrollo de ciudades inteligentes, algo que «ha tenido grandes avances durante el año pasado».

También acordaron crear un fondo conjunto para investigación y desarrollo que pretende aglutinar «a las mentes económicas y tecnológicas pioneras en Emiratos e Israel y encargarles la búsqueda de soluciones a retos como el cambio climático y la deforestación», así como explorar las fuentes de energía limpia y la «agricultura del futuro».

DESARROLLAR LA RELACIÓN COMERCIAL

Emiratos e Israel han hecho especial hincapié desde que establecieron lazos en la importancia de aprovecharse de la experiencia del otro en una serie de sectores vitales, como es el caso de la agricultura o la desertificación en el caso emiratí.

Para ello, han encontrado en el desarrollo de las relaciones comerciales el principal puente para el intercambio de experiencia y, sobre todo, de comunidades de negocio.

De acuerdo con la nota, el flujo de empresarios y emprendedores tiene como objetivo «fortalecer el comercio bilateral y la creatividad, además de unificar las técnicas y las oportunidades de trabajo en los mercados», tanto en Oriente Medio como en el Este de Asia o en África.

En este aspecto, la reunión abordó también los esfuerzos realizados contra la pandemia del coronavirus y la cooperación en la investigación, así como sobre la recuperación económica pospandemia.

Precisamente, Israel y Emiratos han sido dos de los países con mayor tasa de vacunación desde que se empezaron a distribuir las dosis.

SIN REFERENCIAS A IRÁN

Uno de los puntos que se esperaba que fueran discutidos era Irán, uno de los archienemigos comunes entre Israel y los países árabes pero que últimamente está estrechando lazos con Emiratos.

Sin embargo, no ha trascendido si hablaron de Irán en un momento en el que el Estado judío observa con preocupación cómo el país persa ha puesto una serie de condiciones sobre la mesa de negociaciones en Viena para regresar al acuerdo nuclear de 2015.

En este sentido, la visita del primer ministro israelí a EAU se produce tan solo una semana después de que el consejero de seguridad nacional emiratí, Tahnoon bin Zayed al Nahyan, viajara a Teherán y se reuniera con el presidente iraní, Ebrahim Raisí.

El emiratí deseó entonces que las relaciones entre los dos países, antagonistas en el golfo Pérsico y en la guerra del Yemen, entren en una nueva fase. Aurora y EFE

Compartir
Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios