EEUU condena el proyecto del Gobierno israelí de legalizar asentamientos en terrenos privados palestinos

15 noviembre, 2016
Amona Foto: Yaakov Wikimedia CC BY-SA 3.0

 

El Departamento de Estado de Estados Unidos manifestó que está “profundamente preocupado” por la posibilidad de que Israel legalice los “outpost” o asentamientos ilegales, en Cisjordania (Judea y Samaria), erigidos sobre tierras privadas palestinas.

“Estamos profundamente preocupados del avance de la legislación que permitiría legalizar asentamientos ilegales israelíes localizados sobre tierras privadas palestinas”, expresó la portavoz Elizabeth Trudeau.

«Si se adoptara esta ley, se abriría el camino a la legalización de decenas de puestos de avanzada (“outpost”) ilegales en las profundidades de Cisjordania», manifestó Trudeau. «Esto representaría un paso sin precedentes y preocupante que es incompatible con la opinión legal israelí anterior y también una ruptura con la política israelí de larga data de no construir en tierra palestina privada”.

«Esta legislación sería un avance espectacular de la empresa colonizadora, que ya está poniendo gravemente en peligro las perspectivas de una solución de dos estados», agregó.

El asesor legal del Gobierno y fiscal del Estado, Avichai Mandelblit, advirtió a los legisladores que tratan de eludir la sentencia de la Corte de evacuar y demoler el asentamiento ilegal de Amona que “no podemos aceptar una legislación que entorpece las decisiones de la Corte Suprema de Justicia”.

Poco antes, la Corte Suprema de Justicia había rechazado un nuevo pedido del Gobierno de postergar – esta vez por siete meses- la evacuación de Amona.

«Vemos que cualquier espacio de tiempo concedido, por mucho que sea, no es suficiente. Necesitamos asegurarnos de que la fecha fijada por el tribunal en una sentencia no se convierta en una recomendación», apuntaron los jueces.

“La evacuación debe llevarse a cabo el 25 de diciembre”, dictaminó la Corte, en el último capítulo de la feroz batalla judicial entre la Justicia y el Gobierno. “La Corte rechaza la postergación solicitada por el Estado”.

Varios legisladores han estado promoviendo un proyecto de ley para legalizar las construcciones ilegales en Cisjordania. El proyecto fue aprobado por la Comisión Ministerial Legislativa desafiando al propio primer ministro, Biniamín Netanyahu, que trató infructuosamente postergar la votación.

Mandelblit, que días antes había calificado al proyecto de ley como legalmente indefendible, explicó que a pesar de estar “comprometido con asistir al gobierno” en la ejecución de sus políticas “y encontrar soluciones legales a problemas complejos… No podemos aceptar soluciones que están fuera de los límites de la ley, y no podemos aceptar leyes que entorpecen las sentencias de la Corte Suprema de Justicia”.

Los ministros de Justicia, Ayelet Shaked, y de Educación, Naftalí Bennett, ambos del partido religioso nacional Habait Haiehudí forzaron a que la llamada “Ley de Regulaciones” se vote en la Comisión Ministerial a pesar del esfuerzo del primer ministro de postergar la votación y las repetidas advertencias de Mandelblit de que ese proyecto de ley va en contra de la legislación internacional y que será indefendible ante la Corte Suprema de Justicia.

El proyecto de ley aún debe ser aprobado por el Parlamento (Knéset), pero su reciente aprobación por los ministros indica que cuenta con el apoyo de la coalición gobernante.

El proyecto de ley será votado en el pleno de la Knéset el miércoles en primera lectura.

Compartir
Subscribirse
Notificarme de
guest
14 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios