Llegó a Israel desde Brasil y hoy se destaca con su restaurante de pizzas: «Ojalá que mis platos hagan más felices a las personas»

Abraham Waissman, dueño de Via Babush en Sudamérica, se instaló en Netanya y puso otro local llamado Don Pizza.

Abraham se mudó de Brasil en 2020. Foto: cortesía Waissmann

“Llegué a Israel hace 2 años”. De esta forma se presenta Abraham Waissmann ante AURORA. Antes de que arranque la pandemia por coronavirus, el brasilero y su familia dejaron su tierra natal, y emprendieron viaje rumbo a Israel para radicarse pata siempre.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

Me siento realizado porque es el país de nuestros antepasados”. De esta forma, expresa sus sentimientos al instalarse en Medio Oriente. Y amplía al respecto: “Cambié de cultura, país, comida y vida después de 40 años”.

Sin embargo, todo cambio nunca es sencillo, al contrario, y Waissmann lo confiesa: “Salir de Brasil es fácil, empezar en el primer mundo es muy difícil”. Pero para su fortuna, aclara que “en Israel me recibieron muy bien, me consideran como uno más”.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

Socio con su padre de Don Pizza, su nuevo restaurante en Netanya, Abraham se dedica a la gastronomía hace 15 años. Y no es casualidad lo que dice: era dueño de la pizzería Via Babush en Sudamérica.

“Haber dejado Brasil fue todo un desafío y una misión especial. Hay que cambiar la mentalidad, porque en Brasil tenía todo lo que en Israel no tengo. Para salir de un lugar, hay que estar bien de la cabeza; si estaba mal en Brasil, también estuviese mal acá”.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

Estas últimas frases reflejan la modificación de rumbo que él tenía pensado desde hace rato para su vida personal y laboral. Al respecto, el detalle que reveló fue que la decisión la tomó a tiempo con su esposa porque sus hijos eran chicos. Tardaron solo tres meses en mudarse.

Instalado en Netanya hace casi dos años, así describe a su nuevo hogar: “Es una de las últimas ciudades del centro, tiene playa y hay paz social porque las personas son más tranquilas”. Y por suerte para él, su hijo “paró hace cinco meses de pedirme que quiere volver. Tiene 11 años”.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

Con un par de meses de vida, Don Pizza ya se convirtió en una de las tres pizzerías kosher más reconocidas del país. Y con el secreto para atraer más clientes de “ser honesto”, el próximo objetivo del sudamericano es que “todo lo aprendido en Brasil pueda trasladarlo acá porque es todo diferente: la gente, los gustos, los sabores, la harina y las costumbres”.

Y añade sin filtro: “En cualquier comida, podés encontrar un puesto para comer, es increíble la cantidad de comida y la variedad gastronómica que hay en Israel”. Pero afirma: “Los israelíes no saben lo que es la pizza de verdad”.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

A esta última frase es lo que Waissmann apunta a mejorar y modificar a futuro. “Mi meta a largo plazo es traer la verdadera pizza a Israel y que la gente coma mejor cada vez mezclando los diferentes estilos de queso”.

Por su parte, como todo cocinero y empresario gastronómico, Abraham tiene una dirección bien clara. “Mi otro objetivo es poder tener una sede de Don Pizza en cada ciudad de Israel, especialmente en Tel Aviv. Tengo socios interesados en invertir”.

Foto: cortesía Abraham Waissmann

En último lugar, el padre de familia también aspira a dejar una huella en Israel, que marque una diferencia. “Mi legado es hacer un mundo mejor, traer la paz y ayudar a las personas demostrando la grandeza de nuestras tradiciones judías al resto del mundo. Ojalá que mis platos hagan más felices a las personas”.

Compartir

#, #

Subscribirse
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Telegram Aurora

Más sobre Gastronomía