New York Times: “Sharon estaba dispuesto a derribar un avión de pasajeros para eliminar a Arafat”

1
1175
Yasser Arafat Foto: Hans Jørn Storgaard Andersen Wikimedia Dominio Público

El primer ministro, Ariel Sharon, estuvo dispuesto a derribar un avión comercial para eliminar al archienemigo de Israel, el líder palestino Yasser Arafat, señala un reporte del diario New York Times, que cita el testimonio de un alto oficial del Ejército de Defensa de Israel.

El periodista israelí Ronen Bergman sostiene que en su investigación “encontró que desde la Segunda Guerra Mundial, Israel ha usado los asesinatos selectivos más que cualquier otro país occidental, y en muchos casos poniendo en peligro la vida de civiles”.

En  su libro, Rise and Kill First: The Secret History of Israel’s Targeted Assassinations (Levántate y mata: la historia secreta de los asesinatos selectivos), Bergman afirma que los oficiales israelíes planearon dar muerte a Arafat en 1982, pero el plan fue abortado luego que los servicios de seguridad israelíes se dieron cuenta que el líder palestino no estaba a bordo del avión, que había sido señalado como blanco, sino su hermano menor, Fathi Arafat, que le era muy parecido.

“Con él había treinta niños palestinos heridos, sobrevivientes de la masacre que las Falanges Cristianas Maronitas Libanesas habían perpetrado, un mes antes, en los campos de refugiados de Sabra y Shatila, en Beirut. Fathi Arafat los estaba acompañando a El Cairo para que recibieran atención médica”.

En 1982, en su capacidad de ministro de Defensa, Sharon orquestó la invasión israelí al Líbano en respuesta al bombardeo del norte de Israel por parte de la Organización de Liberación Palestina (OLP). Aunque la invasión logró terminar con el uso que la OLP hacía del Líbano como plataforma para el lanzamiento de ataques contra Israel, también resultó en un evento que socavaría la imagen de Sharon en el mundo árabe: la masacre de Sabra y Shatila, en la cual las milicias cristianas libanesas mataron a entre 350 y 3.500 palestinos –según las versiones- en los dos campamentos de refugiados que se suponía que estaban bajo el control israelí. Las falanges cristianas libanesas perpetraron la matanza aparentemente en venganza por la masacre de Damor, en la cual las milicias palestinas de la OLP asesinaron a 582 personas y profanado el cementerio.

Una investigación israelí halló a Sharon responsable indirecto de la masacre de Sabra y Shatila, y fue obligado a renunciar en 1983.

1 Comentario

  1. El Arafat de aquellos años no tenía la misma imagen internacional que décadas posteriores, ni mejor ni peor, antes era más el líder terrorista o militar enemigo de Israel, en cuanto a la matanza de Sabra y Shatila puede ser uno de las principales críticas históricas contra Israel, la versión más creíble es que al parecer Sharon permitió hacer a los falangistas libaneses, si bien, aunque no tendría justificación, no se suele mencionar que los cristianos se estaban vengando de la matanza de los palestinos, una de las muchas que se produjeron entre las facciones del Líbano. Como curiosidad, los falangistas libaneses en principio copiaron a los fascistas falangistas españoles, del aristócrata idolatrado y venerado por los fascistas españoles, José Antonio Primo de Rivera, el cuñado de Franco y amigo de los nazis, el ministro franquista Serrano Suñer, y otros más, aunque al poco a los libaneses sólo les quedó el nombre, o con el tiempo dejaron de ser mayoritariamente cristianos y enemigos de los palestinos.

Dejar respuesta