McDonald’s informó que lograron ventas récord en Israel

0
541

McDonald’s realizó un nuevo menú  para el mercado israelí con artículos orientados hacia las comidas sanas, como ser ensaladas frescas, pollo wrap y refrigerios de zanahorias.

El 2017 fue un buen año para McDonald’s en Israel y especulan los directivos de la empresa que el 2018 podría superarse. La compañía alcanzó un máximo de 870 millones de shékels (más de $ 240.5 millones) en ventas el año pasado y espera alcanzar 1,000 millones de shékels (aproximadamente $ 276,6 millones) en 2018, anunció Alonyal Ltd., el dueño de la franquicia israelí de la cadena global de comida rápida.

La empresa Burger King que funcionó en Israel entre 1994 y 2010, fue cerrada por su operador local, A. Orgad Holdings Company Ltd., y sus sucursales fueron renombradas como Burger Ranch, una cadena local propiedad de Orgad.

Burger King volvió a ingresar al mercado israelí en 2016, liderado por el empresario francés Pierre Besnainou, y actualmente cuenta con ocho sucursales en el país. Después del relanzamiento de Burger King en el país, una gran cantidad de clientes hicieron turnos en las puertas de la sucursal original de la cadena en la calle Ibn Gabirol de Tel Aviv durante varios días.
McDonald’s ha abierto seis nuevas ubicaciones en Israel en 2018 y planea abrir dos restaurantes adicionales para fin de año, lo que eleva su número total de sucursales en el país a 188, según un comunicado.
En el pasado, la franquicia local también ofrecía envolturas con platos tradicionales de Oriente Medio como falafel, kebab y Shawarma.

Todas las sucursales de McDonald’s en Israel vienen equipadas con soportes de autoservicio digitales que permiten a los clientes realizar pedidos y pagar con una interfaz de pantalla táctil.
Un símbolo de larga data para el capitalismo y la globalización, en Israel, McDonald’s está encabezado por Omri Padan, un hombre de negocios y filántropo conocido por sus opiniones políticas liberales y uno de los fundadores del grupo activista israelí Shalom Achshav (Paz Ahora), un destacado crítico de la presencia de Israel en los territorios ocupados.

En 2013, McDonald’s planteó cierta controversia en Israel cuando rechazó una solicitud para abrir un restaurante en un centro comercial en Ariel, un asentamiento israelí en Cisjordania, afirmando que su política de larga data es evitar la actividad en las tierras ocupadas por Israel durante la Guerra de los Seis Días en 1967.

En 2013, Padan fue muy criticado por los sindicatos locales y las organizaciones juveniles por sus intentos de impedir que los empleados de McDonald’s, en su mayoría adolescentes y miembros de otros grupos minoritarios, se sindicalizaran.

Dejar respuesta