Israel insta a la comunidad internacional a seguir el ejemplo de Trump con Irán

0
562
Benjamín Netanyahu y John Bolton Foto: GPO Amos Ben Gershom

El primer ministro, Benjamín Netanyahu, se reunió con el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, John Bolton, que llegó a Israel para una visita oficial, y animó a “todos los países que se preocupan por la paz” en Oriente Medio “a aumentar la presión sobre Irán”.

El mandatario apeló a “seguir el ejemplo de Estados Unidos”, porque “cuanto mayor sea la presión sobre Irán, mayores son las posibilidades de que el régimen retrase su agresión”, y añadió, “todos deberían unirse a este esfuerzo”, según un comunicado transmitido por la Oficina del Primer Ministro.

Netanyahu agradeció de nuevo la visita de Bolton, con el que ya cenó ayer, agradeció “el apoyo inequívoco” estadounidense, insistió en que “Israel no tiene mayor aliado que Estados Unidos”, y añadió que la alianza entre ambos países ha crecido “con más fuerza que nunca” desde el inicio del mandato del presidente Donald Trump.

El jefe de Gobierno destacó que la estancia del asesor de seguridad de Estados Unidos “brinda la oportunidad” para fortalecer y coordinar las posiciones de los dos estados en Irán, Siria, la Franja de Gaza y “en los muchos desafíos a los que se enfrentan” en la región.

Netanyahu destacó el hecho de que Bolton dedique tres días de su tiempo en reuniones y conversaciones en Israel, consideró que “eso no es poca cosa” y reiteró de nuevo su agradecimiento a Trump por retirar a EEUU en mayo del pacto nuclear firmado en 2015 por Teherán y el G5+1.

“El pacto nuclear no bloqueó el camino de Irán hacia la bomba”, sino que “allanó el camino de Irán hacia un arsenal nuclear completo”, declaró el mandatario, que agregó, “al eliminarse las sanciones”, Teherán alimentó su “maquinaria de guerra” en “Siria, Líbano, Yemen y otros países”.

Bolton declaró en una entrevista para la televisión australiana ABC News en Jerusalén que “el objetivo de Estados Unidos, Israel” e incluso Rusia es dejar a Irán y a sus milicias “fuera de las operaciones ofensivas” tanto en “Siria como en Iraq”, e insistió en la necesidad de “terminar con el apoyo” del país persa al grupo terrorista chií libanés Hezbollah.

Las tensiones entre Israel e Irán han escalado los últimos meses en el conflicto armado de Siria, donde según reportes extranjeros, las Fuerzas de Defensa de Israel no han dudado en atacar objetivos iraníes para impedir que Teherán establezca sus bases cerca de sus fronteras, y recientemente las unidades persas se habrían retirado a 85 kilómetros de la frontera israelí en los Altos del Golán, tras un acuerdo con Rusia. EFE y Aurora

Dejar respuesta