En el Museo Korin Maman de Ashdod “Colecciones Colecciones”

0
309
Caimanes y cocodrilos

En el museo de la cultura Filistea, que lleva el nombre de Korin Maman y en el marco del festival “Siglo de Oro” (Tor Hazahav) que se está llevando a cabo en varios espacios de la ciudad de Ashdod  y que se relaciona con temas que profundizan la conexión de la herencia judía en todas sus facetas y etnias,  se abre una muestra titulada “Osafim Osafim” (Colecciones Colecciones) mostrando 40 diversas colecciones de coleccionistas privados con diferentes temas, sectores y segmentos de la población, religiosos y seculares, adolescentes y adultos entre las edades de 11 y 86 años.

“Matriushkas” rusas

La curadora es Yael Wiesel, y se podrá visitar todos los días de la fiesta, con una charla de la curadora el lunes 2.4. Estará abierta hasta marzo del 2019.

La curadora explica que el fenómeno de colección en el ámbito familiar comenzó en el siglo 16, cuando existieron espacios de exposición de ricos y nobles con artículos que mezclaban mundos diferentes, sin un denominador común. Por el contrario, la recolección en nuestros tiempos no depende de  clase o edad y es un dominio público, que se dirige a diversos sectores y edades.

Llaveros

Agrega que no se trata de simples elementos expositivos, sino más bien objetos que se consideran tesoros en sus hogares y que sus colectores han reunido con pasión, anhelo y curiosidad. Para ellos encontrar el artículo anhelado es una ambición perpetua.

Entre las colecciones se exhibirán: una de esculturas de cocodrilos de Boris Melumad, que tiene en su casa una colección de 750 cocodrilos. Una colección de 70 miniaturas de los tres monos sabios (los famosos que no hablan, no oyen y no ven), que pertenecían a Olga Reznik y ahora son propiedad de su hija Irit.

Otra exposición incluye varios objetos, tales como las colecciones de 300 dedales, 150 Postales de Año Nuevo,  200 “Matriushkas” (muñecas rusas tradicionales) , 134 CDs de Boy George, 200 teteras, 150  saleros y pimenteros, 200 llaveros, 500 perinolas y más.

Foto: Eitan Waxman

Dejar respuesta