Embajador de Israel en México envió sus deseos al nuevo presidente López Obrador

1
188
Foto: REUTERS / Henry Romero

El embajador de Israel, Jonathan Peled, envió un saludo al nuevo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

“Mis mejores deseos al presidente Lopez Obrador y al gobierno de México. El Estado de Israel siempre estará para avalar, ayudar y acompañar a este país amigo”, publicó Peled en su cuenta de Twitter en ocasión de la investidura de López Obrador el pasado fin de semana.

Durante el gobierno del pasado presidente, Enrique Peña Nieto, las relaciones entre los países se fortalecieron de forma significativa. El primer ministro Benjamin Netanyahu eligió a México entre los 3 países a los que visitó durante la primera gira de un mandatario israelí en América Latina.

El fortalecimiento de las relaciones se vio también reflejado en el cambio de las votaciones de México en la ONU durante los últimos meses. Si bien en gobiernos pasados e incluso al comienzo del mandato de Peña Nieto, México votaba muchas veces en contra de las posturas israelíes, el país se abstuvo de votar en la resolución que condenaba la decisión de Trump de trasladar su embajada a Jerusalén, así como en otras resoluciones contra las políticas del gobierno israelí.

Además, Israel apoyó de forma activa a México tras los terremotos ocurridos, en especial, tras el grave sismo en Ciudad de México. En esa ocasión, el ejército israelí envió una delegación para ayudar en los esfuerzos de búsqueda y rescate y estuvo entre los primeros países en llegar a la escena.

Este año los países celebraron 66 años de amistad y relaciones diplomáticas. Israel y México cuentan también con un Tratado de Libre Comercio desde el 2000 que ha permitido un comercio bilateral de alrededor de 700 millones de dólares al año.

1 Comentario

  1. Ahora voy a explicar si me permite la situación.
    Con este cambio de gobierno, México no deja de lado su política de “no intervención” o sea “yo no me comprometo con nadie ni con nada”. Probablemente México seguirá absteniéndose en las votaciones para no enemistarse con los árabes. A la investidura estaban invitados Maduro, Ebo, Ortega, Corea del Norte y los palestinos. Simplemente con esto ya podemos ver qué tipo de política externa llevara el presidente López.
    En política exterior México siempre ha sido un país comodino. Punto.
    Primero se secara el mar antes de que veamos que México mueve su embajada a Jerusalén.

Dejar respuesta