El Tesoro admite fracaso en la integración de la fuerza de trabajo haredí

15
2160
Foto Wikipedia

El aumento en el empleo de hombres haredim (ultra-ortodoxos) desde el año 2000 se ha detenido en los últimos 18 meses, según la revista económica semanal publicada por el Ministerio de Finanzas.
Las tasas de participación en la fuerza de trabajo entre los haredim son las más bajas en el grupo de edad de 25 a 34 años.
El Tesoro admite fracaso en la integración de la fuerza de trabajo haredí
Sólo la mitad de los hombres haredíes de entre 25 y 64 años trabajan para vivir, en comparación con casi el 87,6% entre los hombres no haredim.

A mediados de 2017, la tasa de empleo de los hombres haredim era un 12% por debajo de la meta del 63% establecida por el gobierno para 2020. Estas cifras indican que la tasa de empleo entre hombres haredim ha aumentado en un 1% anual desde 2012. A ese ritmo, el objetivo de 2020 es inalcanzable.
Las cifras muestran que la política de inclusión de hombres haredim en la fuerza de trabajo ha fracasado. “A la tasa actual, el objetivo para el empleo de los hombres haredi se logrará sólo en 2030”, escribe el Ministerio de Finanzas.

“Una de las posibles razones de la falta de éxito en la inclusión de los hombres haredim en la fuerza de trabajo es que sus prioridades son diferentes, y al trabajo se le asigna un valor bajo en su sentido general de su bienestar, lo que aumenta la importancia de aumentar los incentivos para ir a trabajar, en lugar de aumentar los pagos de transferencia”.
La cifra más triste publicada por el Ministerio de Finanzas se refiere a la tendencia. Las tasas de empleo entre hombres haredíes no han aumentado, e incluso han disminuido ligeramente en los últimos dos años, tras un fuerte aumento en los dos años anteriores a esa fecha (2014-2015). El actual gobierno de Netanyahu, en el que los partidos haredi son socios, asumió el poder a mediados de 2015, reemplazando a un gobierno que dejó a esos partidos en la oposición.
Es interesante observar que la política encaminada a incluir a las mujeres harediot en la fuerza de trabajo ha tenido mucho éxito; la tasa de empleo entre ellas ya ha superado la meta establecida para 2020. Las mujeres harediot han tenido éxito, a pesar de que su tasa de fecundidad es de las más altas del mundo, con un promedio de 6,9 hijos por mujer.
Según el Ministerio de Finanzas, la tasa de empleo de los hombres haredim ha aumentado en los últimos 15 años. Esta tendencia se aceleró desde el cuarto trimestre de 2014 hasta el cuarto trimestre de 2015 en los tramos de 25 a 34 y 35 a 44 años.
La principal ciudad en el empleo de haredim entre los hombres fue Beitar Illit con 58% (comparado con 35% en 2006-2010), seguido por Elad (56%, comparado con 34% en 2006-2010), Jerusalén (44% comparado con 30 % en 2006-2010), Beit Shemesh (43%, en comparación con 29% en 2006-2010), Modiin Illit (40% comparado con 23% en 2006-2010) y Bnei Brak (39% comparado con 37% en 2006-2010).

 

15 Comentarios

    • por cierto seguro que luis……el que dice que tiene zombis microscopicos que le comen el cerebro….escribira un comentario……como ya ah hecho otras veces…..alabando………LE ELEGANCIA DE LOS TRAJES NEGROS DE ESTE PAR DE BARBUDOS.

  1. Esos religiosos parecen mal orientados. Los levitas de hoy tienen que trabajar pues ya la ley mosaica pasó a la historia. Además, Israqel necesita gente que trabaje para tener derechos aunque sean religiosos, pues el que no trabaja tampoco tiene derecho a comer.

  2. Los acostumbramos a vivir de subsidios y ahora queremos cambiarles la vida. Ellos prefieren la vagancia y que trabajen las mujeres, las convencieron que lo hagan para que sus hombres se dediquen al estudio, un estudio que no sirve para nada.

  3. No hace mucho vi un reportaje en la televisión española sobre los haredim, aparecía uno joven que escapó de ese mundo y una asociación trataba de integrarlo en la sociedad israelí, pero es que no sabía muchas de las cosas más básicas, nada de sexo ni de relacionarse con mujeres, ni siquiera sabía la ropa que debía llevar acostumbrado a llevar siempre la misma, le parecían todos los colores iguales, vamos que si se pone una camiseta de Mickey Mouse para una cita igual le parecía bien, era un bebé que necesita los cuidados constantes de su madre. Algo parecido ocurre en España con los adeptos más impregnados de la ideología extremista de la secta ultracatólica de el Opus Dei, tema tabú en España hasta para los medios de izquierda. Las mujeres que no pertenezcan a las élites de la sociedad, hasta hace poco denominadas “sirvientas”, según testimonios de ellas no tienen ni la menor idea de sexo, educadas para que su sexualidad sea algo sucio, mientras a los hombres les permiten ciertos privilegios como a algunos ir de putas, además en caso de enfermedad mental, frecuentes por la absurda ideología, tienen que visitar el famoso hospital privado de la secta en Navarra, donde los prestigiosos médicos de el Opus les recetan rezar. Al salir de ese mundillo inverosímil de repente se curan y vuelven a ver lo que es ser felices, pero no tienen dinero, ni seguridad social después de años trabajando como esclavas para el Opus Dei, y no saben hacer nada útil para ganarse la vida normalmente entre la sociedad.

  4. …”ganaras el pan con el sudor de tu frente” dice en Bereishit (Genesis) 3:19
    ¿Acaso los jaredím no dicen cumplir al pie de la letra con la Torá? ¿o solo cumplen lo que les conviene?

  5. Dejen de alimentar de forma gratuita estos parásitos y la tasa de empleo aumentará automáticamente. Las instituciones de niños discapacitados están pasando por graves necesidades y el dinero del gobierno será mucho más útil en estos establecimientos.

Dejar respuesta