El gobierno pide comparar precios de productos de tocador

0
487
Foto: Ilustración Wikipedia

El ministro de Economía e Industria, Eli Cohen, fir­mó una orden que exige a las principales cadenas de supermercados publicar las diferencias entre sus precios y los precios vigentes en el extranjero para siete artícu­los de tocador de los mayores importadores: Schestowitz, Unilever y Diplomat.

La orden se enviará al Mi­nisterio de Justicia, que se espera que informe a las ca­denas de supermercados que tienen hasta 20 días para co­locar los carteles, después de lo cual se tomarán medidas de sanción contra ellos.

La primera lista incluye siete ítems para los cuales el Ministerio de Economía e In­dustria encontró las mayores diferencias entre los precios en Israel y los precios interna­cionales: del 50 al 107%.

El signo que lleva las di­ferencias debe aparecer al lado de cada uno de estos productos. La mayoría de estos productos son impor­tados por Schestowitz, uno por Unilever y uno por Di­plomat. Incluyen tres tipos diferentes de pasta de dien­tes Colgate, tres desodo­rantes para hombres Speed Stick y Gilette y el desodo­rante Dove para mujeres.

El Ministerio de Economía e Industria está asumiendo que cuando la información sobre las diferencias de pre­cios se ponga en los carteles, la presión resultante hará que los minoristas se sientan in­cómodos, y bajarán el precio por su propia iniciativa.

El presidente de la Fede­ración de Cámaras de Co­mercio de Israel, Uriel Lynn, calificó la orden como “otro ejemplo clásico de regulación innecesaria. Publicar estas ci­fras no contribuirá a la lucha contra el costo de la vida, solo confundirá al consumidor. La información sobre los precios promedio en el extranjero de algunos productos no será de utilidad para el consumidor local, y si el Ministerio de Economía e Industria quiere que se publiquen los precios, debería hacerlo él mismo, sin aumentar la carga en el sector minorista”.

Otro factor que probable­mente dificultará la reducción de los precios es la reforma de los cosméticos: la apoda­da “Reforma Colgate” ahora está siendo discutida por el Comité de Trabajo, Bienestar y Salud de la Knesset, que probablemente prohíba las importaciones paralelas de pasta de dientes. Esto aumen­tará automáticamente la de­pendencia de los minoristas del importador exclusivo. ■

Dejar respuesta