Detección temprana de la pre eclampsia durante el embarazo

0
1479

Científicos de la Universidad de Tel Aviv desarrollaron un método innovador para detectar precozmente la pre-eclampsia, una de las complicaciones más peligrosas de los embarazos y la principal causa de mortalidad materna y prenatal.

Los científicos creen que sus hallazgos, puede servir para detectar la enfermedad que ataca anualmente a 14.000 mujeres israelíes, con un simple análisis de sangre.

En casos severos, la pre-eclampsia puede ocasionar la descomposición de los glóbulos rojos, un bajo recuento de plaquetas en la sangre, alteración de la función hepática e inflamación o alteración visual. Si no se trata, puede provocar convulsiones.

En un intento por detectar signos de la aparición futura de pre eclampsia, los científicos detectaron características biológicas que aparecen en la sangre de las mujeres durante el primer trimestre del embarazo, antes de que aparezcan los síntomas de la enfermedad.
Los médicos monitorearon miles de mujeres embarazadas, a quienes les hicieron análisis de sangre en la 12ª semana del embarazo.

Cuando completaron su embarazo, los científicos se enfocaron en 75 ejemplos: 35 mujeres que padecían la enfermedad y 40 mujeres con un embarazo saludable, éstas últimas fueron el grupo de control. Extrajeron unos 20 millones de moléculas de ARN de cada muestra. Los científicos sometieron las moléculas de ARN, el material genético que expresa el ADN en el proceso de producción de proteínas, para la secuenciación genética de la nueva generación.

Liron Yoffe de TAU utilizó instrumentos avanzados para calcular las diferencias específicas entre las moléculas de ARN de las mujeres que históricamente sufrieron pre eclampsia y las de las mujeres sanas. El análisis detectó 25 moléculas que podrían servir como biomarcadores potenciales para el diagnóstico precoz de la enfermedad.

La preeclampsia estrecha los vasos sanguíneos y puede causar presión arterial alta, dolores de cabeza, problemas de visión, dolores abdominales superiores y edema. En casos más graves, puede causar edema pulmonar o cerebral y provocar disfunción hepática, parto prematuro o la muerte. La enfermedad generalmente aparece en la segunda mitad del embarazo, a partir de la semana 20 en adelante. Además de poner en peligro a la madre, puede dañar el desarrollo del feto.■

Dejar respuesta