Descubrieron cementerio judío medieval en Bolonia, Italia

9
1241

Un cementerio judío medieval destruido fue descubierto en Vía Orfeo, Bolonia. En esos momentos y durante 176 años este lugar solía ser el mayor cementerio de la comunidad judía en Bolonia, luego de las bulas papales emitidas, en la segunda mitad del siglo XVI, en las que desterró a los judíos de todo el territorio papal excepto Roma y Ancona.

Se descubrieron un total de 408 tumbas de mujeres, hombres y niños, algunas de las cuales incluían ornamentos personales hechos en oro, plata, bronce, piedras duras y ámbar. En el año 1569, el Papa Pío V entregó el cementerio a las monjas del claustro de San Pedro Mártir y les autorizó a desenterrar y enviar, donde quieran, los cuerpos, huesos y restos de los muertos: demoler, o convertirlo y remover o destruir las inscripciones de las tumbas, por siglos el lugar sobrevivió con el topónimo de “Jardín Judío.

De acuerdo con los archivos existentes, esta área fue comprada en el año 1393 por un miembro de la familia judía, Da-Orvieto, luego se la entregaron a la comunidad judía boloñesa para ser usada como cementerio.

La excavación arqueológica devolvió la luz a los efectos devastadores de este acto papal. Por ejemplo, cuatro bellas lápidas judías que son conservadas y exhibidas en el Museo Cívico Medieval de Bolonia y probablemente provengan de la Vía Orfeo.

Investigaciones adicionales permitirán estudiar los efectos que tuvieron el traslado de las tumbas y verificar la posible presencia de entierros cristianos en el área del cementerio judío. La investigación arqueológica estudiará ambos, el estratigráfico y los objetos excavados durante las excavaciones, haciendo comparaciones con cementerios judíos descubiertos en Inglaterra, Francia y España.

Entre los objetos recuperados, se dará especial atención a las numerosas joyas medievales, que se estudiarán en cuanto a sus aspectos estilísticos, las técnicas de su creación y el significado de sus tallados.

Un enfoque interdisciplinario, integrado con los métodos arqueológicos, antropológicos y demo étnico antropológico, permitirá revelar algunos aspectos históricos y dinámicos de los judíos de Bolonia, redefiniendo el patrimonio de la cultura judía y la experiencia de vida de la comunidad desde la Edad Media hasta la actualidad y como un componente importante del Patrimonio Cultural de la ciudad.

Comenzando con el cementerio encontrado en la Vía Orfeo, el objetivo del proyecto es difundir el conocimiento del patrimonio judío y mejorar la apreciación de los lugares históricamente simbólicos de la comunidad boloñesa, contribuyendo al proceso de construir una memoria activa y compartida en dicha ciudad.

9 Comentarios

  1. Pasaron mas de 700 años y todavia están los huesos de la gente enterrada alli…. Que impresionante… Me resulta inevitable pensar e mis padres, mi hermano, mis abuelos….

  2. En Almería hubo una comunidad judía dentro de la ciudad musulmana, antes de la expulsión, algunos expertos conocen más o menos la situación del barrio judío y de la sinagoga, pero no queda nada ni prácticamente nadie conoce su existencia, en la actualidad con edificaciones y calles modernas en la parte más antigua de la ciudad, es decir, puede que haya algún resto enterrado, pero no me extrañaría que los obreros, por ejemplo durante obras para hacer la zanja de los cables de internet, encuentren algún muro antiguo o huesos y los tiren, el maltrato de restos históricos y monumentos es una tradición en Almería. La Alcazaba de Almería, cuya importancia se debe no tanto al recinto turístico como al tamaño de la muralla que rodeaba a la población incluídos los judíos, ha sido dañada con petardos de fiesta, a una almena de las muralla le colocaron una puerta con llave y fue utilizada como vivienda, o la han agujereado para colocar andamios. Otros restos de la época han sido dañados y están totalmente abandonados, tan sólo se han preocupado un grupo de vecinos del barrio marginal donde se encuentran los restos, que también organizan un tour a precio simbólico para financiarse. Una lápida encontrada en Adra (Almería) señala la primera evidencia de presencia hebrea en la Península Ibérica, la niña Ana Salomonula murió cuando apenas contaba un año de edad, la inscripción apunta a principios del siglo III de nuestra era. Sólo se conserva un dibujo, fue estudiada en el siglo XVIII por el español Francisco Pérez Bayer, filólogo que se interesó por el hebreo, creo que la tenía, sin saber lo que era, en su casa alguna autoridad del pueblo, al parecer el estudioso la llevó a Toledo y allí desapareció.

    • He buscado más información sobre los judíos en Almería, por la que alguién me debería pagar dada la dificultad de descifrar fragmentos a veces contradictorios en algo de la Historia que no pertenezca a la más conveniente para España o para sus leyendas, y según algunos textos de internet de diarios, aficionados y algunas paǵinas webs más, aunque últimamente puede que haya bastante información que no he podido leer, estos días no estoy muy en forma por causas que no vienen al caso, y lo más probable, sin confirmar, en época musulmana los judíos vivían en una zona dentro de las murallas que rodeaban el recinto principal de La Alcazaba, muy cerca del mar en la zona de San Roque o en parte de lo que hoy es el barrio marginal de La Chanca, barrio muy conocido y a menudo mencionado por intelectuales locales pero también abandonado por las autoridades por la delincuencia, drogas, etc. En época musulmana sería habitual que cada religión tuviera su barrio, en el caso de la judía contaban con una sinagoga y, según una fuente, a menudo se encuentran restos históricos y huesos que son tomados como de musulmanes y puede ser judíos. Parece haber una gran confusión también porque tras la definitiva conquista de la ciudad por parte de los católicos, los judíos fueron trasladados a otro barrio, cerca de lo que en la actualidad se conoce como parte antigua de la ciudad, los alrededores del actual Ayuntamiento, con una sinagoga que estaría frente a lo que hoy es la Iglesia Católica y Convento de Santa Clara. No quedan restos judíos al aire en gran parte por un gran terremoto que destruyó toda la ciudad al poco de la conquista católica. Los judíos se trasladaron a este nuevo barrio con la promesa de permitirles seguir con sus costumbres como antes del dominio católico, pero al poco, en 1492, fueron obligados a marcharse si no se convertían, y luego todo lo de la Inquisición, marranos, etc. Según publicó un diario local, de Almería y alrededores salieron 52 familias judías en un barco rumbo al Norte de Africa, sólo se les dió unos pocos meses para malvender sus pertenencias y viviendas, sin permitirles llevar objetos de valor, ni oro, ni nada que no fuesen telas y las llaves de sus viviendas.

  3. He buscado más información sobre los judíos en Almería, por la que alguién me debería pagar dada la dificultad de descifrar fragmentos a veces contradictorios en algo de la Historia que no pertenezca a la más conveniente para España o para sus leyendas, y según algunos textos de internet de diarios, aficionados y algunas paǵinas webs más, aunque últimamente puede que haya bastante información que no he podido leer, estos días no estoy muy en forma por causas que no vienen al caso, y lo más probable, sin confirmar, en época musulmana los judíos vivían en una zona dentro de las murallas que rodeaban el recinto principal de La Alcazaba, muy cerca del mar en la zona de San Roque o en parte de lo que hoy es el barrio marginal de La Chanca, barrio muy conocido y a menudo mencionado por intelectuales locales pero también abandonado por las autoridades por la delincuencia, drogas, etc. En época musulmana sería habitual que cada religión tuviera su barrio, en el caso de la judía contaban con una sinagoga y, según una fuente, a menudo se encuentran restos históricos y huesos que son tomados como de musulmanes y puede ser judíos. Parece haber una gran confusión también porque tras la definitiva conquista de la ciudad por parte de los católicos, los judíos fueron trasladados a otro barrio, cerca de lo que en la actualidad se conoce como parte antigua de la ciudad, los alrededores del actual Ayuntamiento, con una sinagoga que estaría frente a lo que hoy es la Iglesia Católica y Convento de Santa Clara. No quedan restos judíos al aire en gran parte por un gran terremoto que destruyó toda la ciudad al poco de la conquista católica. Los judíos se trasladaron a este nuevo barrio con la promesa de permitirles seguir con sus costumbres como antes del dominio católico, pero al poco, en 1492, fueron obligados a marcharse si no se convertían, y luego todo lo de la Inquisición, marranos, etc. Según publicó un diario local, de Almería y alrededores salieron 52 familias judías en un barco rumbo al Norte de Africa, sólo se les dió unos pocos meses para malvender sus pertenencias y viviendas, sin permitirles llevar objetos de valor, ni oro, ni nada que no fuesen telas y las llaves de sus viviendas.

    • Perdón, los judíos no fueron trasladados tras la conquista definitiva, más bien la judería se desplazó con el tiempo, o se desconoce lo que ocurrió.

    • La actual Iglesia de San Roque se emplaza en lo que fue una mezquita en época musulmana, la judería se especula que podría estar en lo que se conoce como Rambla de Maromeros (rambla se llama a un canal natural por donde pasa o pasaba agua), sería una zona del actual barrio marginal de La Chanca entre la Iglesia de San Roque y el recinto principal de La Alcazaba, cerca aparecieron tumbas que parecían de estilo judío en la actual Plaza Pavía.

  4. Sobre la situación de la judería lo más probable es que se desplazó con el tiempo desde una zona de la actual Chanca, sin conocerse con exactitud, con un cementerio en la actual Plaza Pavía, hasta antes de la expulsión, según datos de el Libro del Repartimiento de Almería (el reparto oficial entre los cristianos católicos de las casas y tierras de los judíos y musulmanes expulsados en 1492): “Habitada por 34 familias (170 habitantes) en casas de planta baja, escasas de ventanas y adornos en las fachadas, idénticas a las árabes, en esta collación de Santiago (actual Iglesia Católica de Santiago) se extendía la aljama semítica: un cuadrilátero irregular limitado por la plaza del Juego de Cañas (Plaza Vieja), Antonio Vico, Puerta de Pechina y convento de San Francisco (iglesia de San Pedro); con la hoy plaza de Marín y su prolongación de Navarro Daráx como vía principal. En ese perímetro distinguimos hoy los nombres [de calles] de Perea, Garcilaso, Lectoral Sirvent o Rostrico (con cementerio propio a extramuros).”

    http://www.diariodealmeria.es/almeria/Juderia-Almeria-IIEXPULSION_0_488951604.html

    • El muro podría pasar por la actual Puerta de Purchena (o Puerta de Pechina), centro de la ciudad moderna y donde se concentran los comercios y negocios. No está muy clara la situación de la muralla que rodeaba la ciudad, tras varias ampliaciones, ciudad que en 1492 contaba con mucha menos población que en la época de máximo esplendor, desconozco la cifra pero muy lejos de los 240.000 actuales. Cerca de la Puerta Purchena a menudo se encuentran restos de la muralla, generalmente se conservan aunque hace unos pocos años, durante la construcción de un parking subterráneo, obra de adjudicación pública con probable corruptela, unos restos históricos los destruyeron porque los grandes comerciantes se quejaron por los retrasos en las obras.

      http://www.amigosdelaalcazaba.es/wp-content/2014/01/ALMERIA-SIGLO-XI.jpg

Dejar respuesta